El programa de radio más veterano dedicado a la música de guitarristas y bajistas.

Crónica de una muerte anunciada

    Tal y como hicimos en su día con el fallecimiento del maestro del soul Solomon Burke, no podemos pasar por alto esta noticia, aunque se aleje de la tónica del programa y la web. La actual diva del soul Amy Winehouse ha fallecido.

    El sábado por la tarde el cuerpo fue encontrado en su piso de Camdem en Londres. Su defunción había sido declarada en varias ocasiones por algún medio sensacionalista, por lo que hubo que esperar a que un portavoz de la policía confirmase el hecho.

    Lo triste es que a nadie le ha sorprendido esta noticia. Amy Winehouse ha ingresado en el maldito “club de los 27”, ampliando la lista de músicos fallecidos a esa edad, como Janis Joplin, Jimi Hendrix o Jim Morrison. Por el momento la autopsia no ha sido concluyente, y las autoridades han dicho que el análisis de tóxicos no tendrá un resultado hasta de aquí a dos o tres semanas.
    El amor por la música le vino desde muy pequeña. Jazz, soul, blues y algo de rock and roll eran sus influencias. Pero en especial el movimiento de crooners masculinos es lo que de verdad le gustaba. Tony Benett, Dean Martin, Tom Jones y especialmente Frank Sinatra. Amy cantaba sobre los discos de sus ídolos, hasta que su debut en 2.003 fue titulado “Frank”, toda una declaración de intenciones. El álbum pasó sin pena ni gloria pero la crítica fue unánime: era el mejor disco de soul de los últimos años. Amy combinaba una excelente técnica vocal con un timbre muy personal. Además daba mucha importancia al apartado visual, una especie de exageración del look rocker femenino de los 50, destacando unos moños imposibles.
    Pese a todo, la personalidad de Amy era absolutamente “destroyer”. Peleas con fans, prensa y sus novios, malos tratos mutuos entre ella y su marido, drogas, borracheras, anorexia, escándalo público, esnifar cocaína escondida en el moño encima del escenario, etc… El morbo que suscitaba su actitud fuera del escenario dio un empuje a su música. Los que la querian criticar escuchaban el disco y se encontraban ante un trabajo de gran calidad que destilaba la mejor esencia del soul de los 50 y los 60 con una voz privilegiada. De repente, este estilo cobró un inusitado auge, ayudando a otras celebridades actuales como la pizpireta Duffy.
    En 2.006 ficha por Universal y se pone en manos del reputado productor Mark Ronson. Éste a su vez, ficha a la banda Dap-Kings, acompañantes hasta entonces de la vocalista Sharon Jones para que sea el grupo fijo de Amy Winehouse. Pese a la diferencia de actitud (profesionalidad y seriedad entre los músicos que contrastaba con la presencia casi siempre drogada de ella en el estudio), la química surge. Fruto de ello aparece “Black to black” compuesto en su totalidad por ella, al que acompaña cinco Grammys de seis nominaciones y la salvación de la quiebra de la Universal, la cual con tal de estirar el chicle, publicó en 2.008 y 2.009 reediciones de los dos discos con material extra e incluso una caja de ambos con más material inédito.
   No puede decirse que Amy no intentara dejar el mundo de las drogas y el alcohol. Varias veces pasó por clínicas de desintoxicación por voluntad propia, e incluso en 2.009 hizo un cambio tan radical que se le diagnosticó vigorexia, al pasar hasta cinco horas diarias en el gimnasio. Pero una vez más su espíritu punk se imponía. Una de las últimas apariciones públicas fue el 18 de junio en Belgrado. Las imágenes han dado la vuelta al mundo: parecía incapaz de recordar las letras que ella misma había escrito y no era capaz de manterse en pie. Sus músicos intentaron salvar la papeleta a duras penas pero el público armó una bronca monumental. Nadie se explicaba como la dejaron subir así. Universal canceló la gira mundial (incluyendo la visita a Bilbao) y anunció que obligaban a apartarse a Winehouse de la escena hasta que no se recuperara.
    Sin querer hacer apología de las drogas y el exceso (que nos ha privado de esta gran artista), está claro que vivió al límite, como quiso y yendo contra todas las modas. Su estilo musical era antiguo y anticomercial, pero la calidad se impuso y la acabó catapultando a la fama. Quizás si hubiera sido una más entre el rebaño de artistuchos clónicos que pululan por el mundo del pop, aún seguiria viva y vendiendo más y todo, pero tendríamos eso, una más. Otro producto vacío y sin calidad alguna. Gracias a su alma punk y su actitud autodestructiva, vivió como quiso y nos dio lo mejor de sí misma (musicalmente hablando). Amy Winehouse ya es leyenda.
 

Etiquetado como: , , , ,

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s

Web de la Ona de Sants-Montjüic

¡Escucha la Ona de Sants-Montüic en directo!

FaceBook Oficial de la Ona de Sants-Montjüic

A %d blogueros les gusta esto: